1000 Obras de la Humanidad. Arno Breker

Arno Breker. El Portador de la Antorcha y el Portador de la Flecha



El gobierno de Estados Unidos confiscó gran parte de las obras de la Primera y la Segunda Guerra Mundial, obras de arte de una época en la que nadie se pregunta qué ocurrió, cómo pensaba la gente, cuál era la línea a seguir de toda una sociedad en general.

Una Generación Perdida, como muchos la consideran y encasillan.

Se habla solo de Holocausto, muerte, cámaras de gases, horror, soldados, armas y ejercito.

Efectivamente había eso pero también hubo muchos más.

Hubo y existió mucho arte, un movimiento artístico sin precedentes que movió masas multitudinarias, fueron los primeros pasos de lo hoy conocemos como la Comunicación de Masas a través de los Medios de Comunicación.

Ha existido en todas las guerras y ocupaciones militares, de la humanidad, detrás de estas opresiones siempre ha existido el exterminio completo de una sociedad, incluyendo sus raíces, cultura, manera de pensar, formas de actuar; se ve reflejado algunas veces en el arte y la cultura, otras veces se ve oculto este exterminio, otras se desee borrar por completo; pero todas las opresiones y experiencias de las que fueron sujetos en aquellos momentos los habitantes de los diferentes países que intervinieron o fueron intervenidos manifiestan este vivencia.

Miles de obras de aquellos tiempos se encuentran hoy en día en Washington D.C. (EE.UU) en el Centro de Historia Militar del Ejercito de Tierra.

En este centro se apreciar obras que no se pueden ver en museos comunes y corrientes, las puertas al público están cerradas, debido a la excusa de los acontecimientos que se iniciaron el 1 de Septiembre de 1939 cuando Alemania decide invadir Polonia, iniciando la II Guerra Mundial que terminará el 2 de Septiembre de 1945 ( 6 años , 1 día)

Las Olimpíadas, conjuntamente con las de arte, no se realizaran hasta los Juegos de Londres de 1948.

Pero no por ello el arte paro su andadura, pues los bandos implicados en esta guerra contrataron artistas para informar a todos sus habitantes .

Durante la Primera Guerra Mundial, el Ejercito comenzó a reclutar artistas, a los cuales mandaron a las zonas de guerra para que documentaran las escenas que observaban.

Esta práctica continua en la actualidad los reporteros y profesionales que se encontraron allí, dibujaban, pintaban, fotografiaban y citaban todos lo sucedido. Pero hay una diferencia determinante, entre el ayer y el ahora, debido a que muchas de esas imágenes pasadas actualmente están vetadas, u ocultas, pocos o casi nadie sabe a ciencia cierta los horrores de las actuales ataques, de los heridos, fallecidos y saqueos en las guerras que aún hoy en este Mundo Moderno se viven.

La colección del Museo Fort Belvoir guarda y mantiene hasta la actualidad la colección de objetos de invaluable valor que fueron donaciones, de obras de arte militar y también de piezas históricas que datan desde la Guerra Mexicana - Estadounidense hasta la II Guerra Mundial, objetos muchos que son proceda de Alemania u otros países involucrados en dichas guerras.

Detrás de unas puertas gigantescas se encuentra la colección histórica de armamento del Ejército y muchas maravillas mas, como la colección más completa de armas de fuego estadounidense, pero el tesoro más valioso que alberga este museo son las más de 10.000 piezas de arte que posee.

Esta colección también contiene carteles de la campaña propagandística creada por Joseph Goebbels, fue un político alemán que ocupó el cargo de Ministro para la Ilustración Pública y Propaganda del Tercer Reich entre 1933 y 1945. Fue uno hombre inteligente y también uno de los más cercano a Hitler, puede denominar se le cómo el Primer hombre que utilizó los medios de comunicación de la época para manipular masas.

Escasos artistas plasmaron los acontecimientos de la guerra de una forma figurativa y dura, ya que muchos fueron contratados para crear arte que se identificará con el pueblo, se esperaba de ello una realidad metafórica del momento. Esta obra se puede denominar „políticamente correcta“, reflejando el espíritu combatiente tanto americano como de las dictaduras de aquel tiempo de guerra, la propaganda quería ofrecer a la sociedad civil “perfección”, “ideal racial”, “expresión social”, “espíritu de entrega”, “unidad”, “patriotismo” “camaradería”.

Algunas de las obras de estos artistas muestran soldados cansados, desfallecidos, con el aspecto del combatiente veterano que ha visto demasiado y ha sufrido también demasiado, aquel que ya sólo se sostiene por su entrenamiento y que depende de él, esta exclusivamente para sobrevivir un día más y combatir un día más, pero que está al borde del derrumbe total, tanto físico como mental. Pero aún solidario con su patri y camaradas.

Paralelo a este tema también se realizaron obras heroicas y perfectas, mostrando hombres y mujeres con ideales altos y firmes además con un futuro prometedor. Los retratos de Familias unidas, campesinos y obreros que marchaban por un país solido y seguro. La arquitectura fue potente, solida, segura, con orden y mesura al ideal de pureza y perpetuidad. La música sonora y heroica acompaña al soldado de ida al frente como de regreso triunfante a su Patria.

Actores y cantantes transmitían como los artistas plásticos los mismos ideales colaborando y reflejando obras pictóricas de indiscutible potencia y perfección heroica y nacionalista.

La propaganda del ejercito también fue un elemento de gran alcance para los Aliados como para el Régimen Nacional-socialista, y el fascismo. Fue una herramienta que todos los países involucrados en esta problemática la utilizaron para llegar a las masas, informando, comunicado y esparciendo ideales y conceptos.

Como también se realiza hoy en día.

En esta época fueron muchos los artistas, que se asentaron en los países involucrados en el Movimiento nacionalsocialista, pintores, músicos, escultores, poetas, directores de cine, muchos de ellos fueron reclutados para el Departamento de Propaganda y Cultura a cambio de no participar en la guerra, pero sin en cambio, su trabajo fue esmerado y bien dirigido hacia la población utilizando para ello la Radio, el Cine, la Obra Gráfica y la Arquitectura.

En este tema el gobierno de Estados Unidos confiscó parte de estas obras que fueron creadas por Encargo por muchos pintores, escultores, artistas de aquella época. Ahora bien, se encuentra en el Centro de Historia Militar del Ejército de Tierra, dicha Colección de Arte no es posible ser visitada por el público y son conocidas como las obras de „La Alemania y la guerra colección de Arte“.

Existieron muchos notables artistas, uno de ellos es el r